Cinema Embera en rodaje

 Este proyecto nace desde la necesidad de reconocer, afianzar, recuperar y conservar las prácticas culturales que tienen en el grupo indígena Embera Chamí del resguardo “Nuestra Señora Candelaria de la Montaña” del municipio de Riosucio, Caldas, a través de la producción de cine comunitario.

Cinema Embera se compone de cuatro fases: formación, que es fortalecer las prácticas culturales  y enseñar los conceptos básicos audiovisuales; creación y producción, que incluye la preproducción, escritura de guion, producción y postproducción de cortometrajes enfocados a las prácticas tradicionales del Resguardo, y finalmente, la circulación y apropiación, que es la proyección y muestra de los productos audiovisuales producidos y la retroalimentación por parte de la comunidad sobre la importancia de conservar estas prácticas y transmitirlas a sus nuevas generaciones quienes, de acuerdo con Eloisa Castillo Torres, coordinadora del proyecto, en ocasiones por cuestiones de la modernidad están dejando de lado sus tradiciones culturales indígenas.

En este momento, el proyecto se encuentra en la fase de producción, en la que se realizan 10 cortometrajes de diferentes temas: danzas, artesanía, música, tradición oral, mitos y leyendas, sostenibilidad ambiental y económica, entre otros. Con la coordinación de Eloisa Castillo Torres y en compañía de dos formadores audiovisuales y dos formadoras culturales, que guían e instruyen a la comunidad para que ellos mismos, de acuerdo a los conocimientos adquiridos sean quienes manejen los equipos y produzcan los cortometrajes a partir de las historias que crearon.

El liderato de las grabaciones y el acompañamiento permanente está a cargo de los cuatro formadores que se dividen en parejas cada una tiene a su cargo 5 grupos en diferentes comunidades: El Salado, Santa Inés, La Esperanza y Las Estancias. Estas grabaciones están programadas hasta la primera semana de octubre para seguir con la frase de postproducción en la que se realiza la edición y finalización de los productos audiovisuales.

En la fase de circulación, se tendrá una primera etapa que será la presentación de los productos ante las comunidades, en ciclos de proyección que se tienen planeados para octubre y, por último, hacer el estreno oficial de los cortometrajes que se va a hacer en noviembre dentro del territorio del resguardo y en el Teatro Cuesta de Riosucio para finalizar el proyecto.

Las prácticas culturales indígenas, su entrega y unión en torno a la comunidad y los conocimientos que también se transmiten desde el equipo de ejecución del proyecto han dejado sentimientos mutuos: “La respuesta en general ha sido muy gratificante ha sido muy positiva y sorprendente, con un buen recibimiento por parte de la comunidad, están muy contentos y animados realizando sus cortometrajes porque se dan cuenta que ellos mismos son quienes pueden crear, usar los equipos y las cámaras y hacer lo que ellos pensaron en algún momento”, expresó Eloisa Castillo y añadió que, gracias a la respuesta y resultado que ha tenido el proyecto, se ha generado la propuesta de crear el área de comunicaciones del resguardo y también se planea que se desarrolle este proceso para el próximo año para trabajar en el mismo territorio, pero en otras comunidades.

Este proyecto es ejecutado por: Centro de Desarrollo Comunitario Versalles  

Apoyado por: Ministerio de Cultura a través del Programa Nacional de Concertación Cultura, la Alcaldía de Riosucio, el Bicentenario de Riosucio y el Resguardo Nuestra Señora Candelaria de la Montaña.

Patrocinado por: Cootransrio Ltda y Fusión Comunicación Gráfica